Los muertos más Vivos

Por: Abril Guevara Roldan*

El día de muertos es una tradición mexicana que se celebra año con año conmemorando a la muerte, nos hace recordar a nuestros seres queridos.

En esta ocasión realicé una visita al panteón municipal de Puebla en el cual encontré altares y ofrendas bastante bonitas. Pero, ya que yo soy de Atlixco, fui a pasar estas fechas allá y de igual manera visite el panteón municipal, camine por las calles más céntricas y visite varios lugares en los cuales había festejos alusivos a la temporada.

Altares, ofrendas, comida, flores, figuras, música, bailes, disfraces, muchos colores y más cosas fue lo que encontré, sin duda el día de muertos es una de las mejores fechas. A continuación esta un pequeño relato de todo.

Las Celebraciones

Estoy segura que en todos los lugares de México, la celebración de día de muertos es una gran fiesta y revolución y claramente Atlixco no se queda atrás, pues desde hace ya varios años viene festejando estas fiestas en grande.

Como ya es común en esta temporada, la gente comienza a ponerle ofrendas y altares a sus seres queridos que ya no están desde el día 28 de octubre, que es el día que se conmemora a las personas que murieron en algún accidente, el día 30 de octubre a los niños que murieron si ser bautizados, el día 31 para los niños en general, el día 1 de noviembre para las personas adultas y el día 2 de noviembre es la conmemoración para todos y el día más representativo de la temporada.

La gente coloca sus ofrendas y altares en sus casas o directamente en el panteón, la tradición es colocar los alimentos y toda la comida que le gustaba a la persona conmemorada, juguetes y dulces si eran niños, la ropa que usaba la persona, ceras o veladoras que vienen adornadas con unos ángeles llamados “llorones”, agua bendita, sal, agua para beber pero esta debe de colocarse en jarros de barro para que las almas que visiten dicha ofrenda no se reflejen, las características flores de la temporada, y con ellas también hacer un camino de pétalos que va desde la ofrenda hasta la calle y a su vez poner saumerios para quemar copal e incienso, el cual según la tradición debe de quemarse a las 12 del día y 3 de la tarde y sirve para limpiar y purificar el ambiente.

Además de colocar altares y ofrendas, la tradición es que todas las familias acuden el día 2 de noviembre al panteón a visitar las tumbas de sus seres queridos. Lo primero que hacen es limpiar el lugar, después riegan todo con bastante agua, más si la tumba tiene una jardinera, después colocan las flores de diversos colores, pero la más popular es la de cempazúchil, con la cual también sobre la tumba y en el piso a su alrededor se dibujan y forman figuras y cruces que sirven de adorno, casi todas o la mayoría de las tumbas se encuentran adornadas así. Todas las personas se esfuerzan en dejar colorida y muy adornada la tumba de la persona a la que visitan.

También hay familias que acostumbran quedarse en ese espacio a comer, así que llevan toda su comida, sillas, música y todo lo necesario para estar cómodos y pasar un buen rato acompañando la tumba de su familiar.

Dentro del mismo panteón, podemos encontrar mariachis, rondallas y tríos, los cuales van de tumba en tumba preguntando a los familiares si les gustaría que les canten alguna canción, unos dicen que no y otros que sí, y entre las canciones que más se escuchan están “cielito lindo”, “amor eterno” y “mi querido viejo”, toda esta música cambia el ambiente por completo, para algunos lo alegra y mejora y para otros lo entristece y llena de recuerdos.

Ese mismo día, por la noche se celebra el desfile de calaveras característico en Atlixco, el cual tiene como fin también conmemorar a la muerte, celebrarla, recordarla y hacer toda esta temporada un poco más amena y alegre. La gente que participa se disfraza de catrinas, pintan su cara, se hacen dibujos y visten trajes muy bonitos, participan escuelas enteras también caracterizadas, bandas de música, bailarines, carros alegóricos, etc., todos van bailando, cantando y con una actitud muy positiva y alegre. Este desfile recorre las principales calles de Atlixco y va invitando a toda la gente a participar, este año se dice que participaron alrededor de dos mil personas.

Las flores que se ocupan para estas fechas son especiales también, como el resto de las cosas de esta temporada pues únicamente se siembran, producen y venden para la temporada de muertos. La flor más característica es la de cempazúchil, la cual tiene un tallo verde y unos pétalos muy bastos de color amarillo-naranja, también tiene un olor fuerte y característico.

En Atlixco, durante toda la temporada se crea un mercado único y especial para la venta de esta flor, éste inicia el día 28 de octubre y termina el día 1 de noviembre, dicho mercado es bastante improvisado pues no cuenta con instalaciones, solo es un lote baldío en el cual los vendedores y comerciantes de esta flor, llegan al lugar, colocan sus camionetas repletas de flores y esperan a que llegue la gente a comprar.

Este lugar está abierto las 24 horas durante los cinco días de fiesta y ya que es bastante conocido y es el único en el cual encontraras toda variedad de cempazúchil y a un mucho mejor precio, toda la gente de la región y sus alrededores acude a él, gracias a esto, se generan unas filas enormes para tener acceso al mercado y para comprar es aún más tardado pues a pesar de que van muchos vendedores, la demanda de compradores es aún mayor.

Procesión Tamalista 2014 Foto: Leo Herrera
Procesión Tamalista 2014 Foto: Leo Herrera

Una cosa característica de esta temporada en Atlixco es la alfombra de flores que se pone en el zócalo del municipio. Ésta se coloca el día 16 de octubre y se retira el 15 de noviembre, está hecha de flores y plantas que forman figuras alusivas al día de muertos, se utilizan miles, de muchos colores y formas variadas, en verdad queda una alfombra muy grande y hermosa, tanto que colocan un andén por un costado para que la gente pueda subir, recorrerlo y ver que figuras son las que están expuestas, todos toman fotos y videos.

También durante todos estos días se ponen en exhibición ofrendas y altares en el palacio municipal, la cuales están hechas de diferentes materiales como papel, aluminio, cosas recicladas y las tradicionales, cada ofrenda y altar cuenta con una persona caracterizada de catrina que explica y narra cómo y de que es y porque se formó esa ofrenda. Todas están disponibles para el público en general.

A su vez se encuentra una exhibición y concurso de altares y ofrendas por la parte exterior y paralela al palacio municipal, participan las escuelas y público en general que guste de hacer estas cosas. Al pasar por ahí se pueden observar tapetes realizados con flores y polvos de colores intensos, cada persona los realiza diferentes porque cada uno tiene su significado, los hay en forma de circulo rodeados de veladoras, en formas triangulares o simplemente figuras como catrinas y cruces, todo esto dependiendo de la temática que hayan elegido para sus altares. Las personas se caracterizan y esfuerzan demasiado en promocionar su altar como el mejor, es un espectáculo muy bonito y colorido.

Como todo en México, la comida es una parte bastante importante en toda festividad, y día de muertos no es la excepción. Durante todas estas fechas se vende bastante comida para los altares, ofrendas, panteones y fiestas en general.

Lo más característico de Atlixco es que a lo largo de toda la calle 3 sur, en el centro del municipio, se colocan puestos de pan único de esta temporada. Son alrededor de unos 35 puestos de pan con diferentes tamaños y presentaciones; ya toda la población sabe que ese es el lugar indicado para comprar su pan en esas fechas.

Lo principal es la hojaldra, la más conocida y la que más se vende, que como en la mayoría de los lugares, es un pan dulce de color café oscuro en forma de volcán, con crestas en toda la parte superior y ajonjolí, la cual puede tener de ingrediente extra nuez, pasas o almendras, el segundo, es el pan blanco, el cual es salado y puede ser en forma de rombo con las puntas circulares o tener forma circular y estar sobrepuestos uno encima de otro, por ultimo están los rosquetes, que tienen la forma de un pretzel, son dulces, de consistencia dura y color blanco y rojo. Básicamente estos tres son los panes tradicionales y característicos para estas fechas en esta región.

También algo muy característico en estas fechas son los alfeñiques, que son figuras de azúcar compacta, vienen en muchas presentaciones de animales y comida, son de muchos colores diferentes y tienen diferentes significados. Por otro lado están las calaveritas de dulce, que pueden ser de azúcar, chocolate o amaranto, las hay de muchos tamaños, formas, colores y presentaciones, y tanto los alfeñiques como las calaveritas tienen la finalidad de colocarse en la ofrenda como adorno y decoración, aunque claro también son para degustar.

El día de muertos en México representa una temporada llena de costumbres y tradiciones, algo que la gente celebra y conmemora con gusto y entusiasmo cada año, pues a pesar de ser una época en que recuerdan a sus familiares que ya no están con ellos, las tradiciones hacen que lo vean de una manera bonita, colorida y amena, dejando solo lo bueno, pues así es como se celebra la muerte en México, mostrándola con respeto y celebrando todo lo que esta conlleva.

Y al final lo único que se puede decir de todo lo antes ya mencionado y de esta celebración es que, ciertamente es la más representativa de México, la que tiene más raíces, más costumbres y es una tradición bastante importante y relevante, con mucho significado y profundidad, con unas raíces que vienen desde nuestros antepasados, es más que una conmemoración, es un legado, y por eso que creo que es muy importante no dejarla perder, mantenerla y que se siga transmitiendo de generación en generación, que cada vez se agreguen más costumbres y festejos a esta tradición pero sin perder sus fundamentos ni raíces.

Es importante que toda la población conozca el significado de estos festejos y participe de ellos pues considero que contiene dos aspectos muy importantes, el sentimental por recordar a nuestros seres queridos, extrañarlos y llenarnos de recuerdos, conmemorarlos, visitarlos y festejarles, y el cultural e histórico, que viene como legado desde nuestros antepasados y las primeras personas que habitaron nuestro México.

El día de muertos en más que una costumbre o tradición es una forma de vivir y recodar nuestro pasado y a nuestra gente, es una manera de jamás olvidar de dónde venimos y para donde vamos, es una manera de seguir y mantenernos unidos y un recordatorio de que México es un país hermoso y lleno de tradiciones y costumbres inigualables.

*Estudiante de Licenciatura en Nutrición.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s